Cuando pensamos en visitar México por primera vez, nos dimos cuenta de la magnitud del país. Todos sabemos que 15 días son pocos para recorrer México (y en general cualquier país), así que a la hora de decantarnos por este inmenso país, decidimos restringir el viaje a una sola zona en concreto: la península de Yucatán. Pocas veces se me habí­a ocurrido viajar por esta zona, ya que somos muy escépticas con los lugares de «turismo de pulserita» y siempre habí­amos pensado que era lo único que podías encontrar. Pero nos equivocamos. Porque más allá de la Riviera Maya, te puedes encontrar un México tranquilo, hermoso y menos turístico.

Bacalar-México

Calles de Bacalar

 

¿ES SEGURO CONDUCIR POR YUCATÁN?

Cuando contamos que hemos conducido por México, la pregunta de rigor que sigue es si es seguro. Y la respuesta es sí. Supongo que no por todas las zonas de México es igual de seguro, pero por la península de Yucatán no hemos tenido ningún problema. 

Las carreteras son amplias, normalmente en buen estado, aunque siempre hay que estar atento, ya que de vez en cuando aparece algún agujero de la nada, sobre todo por la zona de Campeche. Las principales carreteras cuentan con un arcén amplio, que se usa para adelantar: si ves un coche por detrás que quiere adelantar, o un coche ya adelantando por el carril contrario, lo mejor es que te apartes al arcén para facilitar la maniobra. Esto para un europeo es bastante raro, pero no tuvimos ningún problema. Una de las cosas que más confusiones nos produjo fue el uso de las luces. No las usan como nosotros estamos acostumbrados, así que después de 15 días, creímos entender que si un coche va con las luces de emergencia puestas significa: “voy rápido, quiero adelantarte, así que apártate cuando puedas”.

Teníamos claro que queríamos movernos por México en coche ya que nos daba la libertad de ir a sitios menos turísticos y ser dueños de nuestro tiempo y de nuestra ruta. Además el alquiler del coche resultó no ser demasiado caro: nosotros reservamos el coche por Check24 y nos costó 270 euros, los 15 días y con seguro a todo riesgo. 

 

RUTA DETALLADA

A continuación vamos a detallar los lugares que visitamos en la península de Yucatán, y os incluimos un mapa donde hemos marcado todos los sitios que hemos visto y algunos lugares que nos han faltado por ver, pero que os pueden servir a la hora de hacer vuestra propia ruta. En el desplegable de la izquierda, veréis que el mapa contiene capas divididas por ciudades de interés, cenotes y zonas arqueológicas.

MAHAHUAL

Mahahual fue nuestra primera parada. Cómo queríamos bucear, ya que teníamos “mono” después de sacarnos el título de Open Water, buscamos un lugar donde asentarnos unos días para hacer buceo.

En México se encuentra la segunda barrera de coral más grande del mundo, así que se antojaba un buen destino para seguir practicando este deporte. Decidimos huir un poco de las zonas turísticas de la Riviera Maya y Cozumel porque buscábamos un lugar más relajado para poder afianzar nuestros conocimientos. Así fue como descubrimos Mahahual. Un pequeño pueblo de pescadores, que tiene un arrecife, perteneciente a la Reserva de la Biosfera del Caribe Mexicano.

Hasta principios de la década del 2000, el turismo era casi inexistente en este pueblo, pero en esa fecha construyeron un puerto para cruceros, por lo que, a excepción de los lunes y los martes, todos los días atracan uno, dos, e incluso tres cruceros en el puerto, haciendo que este pueblo pase de tener unos 1.000 habitantes, a tener a más 5.000 cruceristas paseando por el pueblo. Como consejo: cuánto más al sur del pueblo te alojes, con menos gente del crucero te encontrarás.

Nosotros tuvimos suerte: durante 4 días, solo un día coincidimos con los cruceristas, por lo que para nosotros Mahahual fue un lugar relajado, donde pasamos unos días tranquilos, disfrutando del buceo de la mano de Pepe Dive Mahahual.

Mahahual-México

Playa de Mahahual

LAGUNA DE BACALAR

Cuando veas fotos de la laguna de Bacalar, no podrás creerte que no estás viendo fotos del mar, sino de una laguna. La Laguna de Bacalar es una visita imprescindible que incluir en tu ruta. Pero déjame que te advierta una cosa: la laguna está rodeada de alojamientos, es decir, no puedes pasear alrededor de ella, ni casi verla, a no ser que te alojes en un hotel con buenas vistas. De hecho, a parte del restaurante de La Playita, que tiene acceso público a la laguna, no podrás ver de cerca la laguna, a no ser que te metas en ella. Esto es importante a la hora de planificar tu ruta, ya que con un día entero en Bacalar me parece suficiente. El pueblecito de Bacalar tiene su encanto, pero no ofrece mucho que hacer, por lo que con un día para ver la laguna, ya sea en kayak o en velero, será suficiente.

Laguna-Bacalar-México

La laguna de los siete colores

RUINAS DE CALAKMUL

Este ha sido uno de los lugares más bonitos del viaje. Fue la primera pirámide maya que visitamos y alucinamos. Claro que no es para menos. Calakmul se considera uno de los yacimientos arqueológicos más importante, ya que es comparable en tamaño y relevancia histórica al de su gran rival: Tikal (Guatemala).

Acceder hasta aquí es complicado: desde la carretera principal tienes 60 km hasta la propia entrada de las ruinas, que tardas casi dos horas en recorrer, debido a que la carretera que atraviesa la Reserva de la Biosfera de Calakmul no está en muy buen estado. Pero esto es parte del encanto de la visita y aparta al turismo de masas. La recompensa de ver este yacimiento, rodeados con tan solo de unos 10 turistas más, hace que te sientas un auténtico explorador. Todavía se puede subir a las pirámides, desde donde verás toda la inmensidad de la Reserva, en la que habitan monos aulladores, monos arañas, jaguares, etc.

Ya que el viaje es tan largo hasta llegar hasta aquí, te recomendamos que duermas por la zona. Nosotros nos alojamos en las Cabañas Calakmul y fueron una auténtica maravilla.

Calakmul-México

Vistas sobre una pirámide

CAMPECHE

San Francisco de Campeche, capital del estado de Campeche, es una ciudad preciosa. Con un centro amurallado restaurado, con edificios bajos y fachadas de todos los colores posibles, nos pareció una ciudad encantadora para sumergirte en la vida urbana. Da igual por donde camines que te encontrarás casas de todos los colores posibles, dando un aire cálido y festivo a la ciudad.

Lo más recomendable es que callejees y te pierdas por sus rincones. Además, en ruta hacia o desde Mérida puedes incluir varios puntos de interés: Pomuch, pueblo con el cementerio más pintoresco que he visto hasta ahora; Becal, pueblo donde se trabajan y moldean a mano los sombreros jipi o jipijapa (en España conocidos como panameños); y Uxmal, uno de  los yacimientos arqueológicos mayas más importantes de la zona.

Campeche-México

Calles de Campeche

MÉRIDA

La capital de Yucatán nos resultó un poco más agobiante que Campeche. Se nota que es más grande y el tráfico en pleno centro resulta agobiante. Tuvimos la suerte en visitarla el domingo, y ese día cierran el tráfico en el centro, por lo que la perspectiva de la ciudad fue cambiando a lo largo de nuestra estancia allí. Aún así el bullicio y el ambiente de la ciudad nos gustó mucho: descubrir mercados locales con mucha vida, puestos de comida, y muchas tiendas, nos hicieron pasar unos días muy agradables en la ciudad.

Mérida-México

Mercado de Mérida

VALLADOLID

En Valladolid priman los tonos pasteles rosados. De verdad que podría pasarme horas paseando por sus calles y descubriendo rincones fotografiables. Esta ciudad es preciosa y, al contrario que su vecina Mérida, se respira una tranquilidad pasmosa.

Además, Valladolid es un enclave perfecto para hacer excursiones desde aquí: Izamal, el pueblo totalmente amarillo; Chichen Itzá, el yacimiento arqueológico más turístico de Yucatán; y muchísimos cenotes, ya que la zona está rodeada de multitud de ellos. Podrás encontrar cenotes turísticos, solitarios, abiertos, semi-abiertos, cerrados en cueva, etc. Cada vez que visites uno, alucinarás con lo que te puedes encontrar.

Cenote-Valladolid-México

Cenote

RIO LAGARTOS

Es un pueblo de pescadores que queda dentro de la Reserva de la Biosfera. Un pueblecito pequeño, pero muy agradable y tranquilo. Desde aquí podrás reservar una barca y adentrarte por la Ría, desde donde podrás ver gran cantidad de manglares, garzas, ibis blancos, cocodrilos, flamencos… También desde aquí podrás visitar la famosa e «instagrameable» Laguna Rosa. Si tienes pensado incluir este lugar en tu ruta, podrás encontrar nuestra opinión en esta entrada.

Rio-Lagartos-México

Cocodrilo en Rio Lagartos

PLAYA DEL CARMEN

Playa del Carmen fue un destino obligado, ya que teníamos que estar cerca del aeropuerto para devolver el coche el último día y marcharnos. No nos apetecía nada pisar Playa ni Cancún, pero finalmente nos decantamos por Playa del Carmen, porque nos recomendaron una escuela de buceo, donde hacer una última inmersión muy especial: bucear con el tiburón toro. De Playa no vimos prácticamente nada, ya que huimos pasados cinco minutos de pasear por la Quinta Avenida, pero se convirtió en un final perfecto al viaje, ya que las experiencia de bucear con el tiburón toro nos brindó el final perfecto del viaje.

tiburón-toro-México

Tiburón Toro

¿Y CANCÚN? ¿Y TULUM? ¿Y HOLBOX? ¿Y COZUMEL?

Vale, vale, antes de que os sorprendáis de que estos destinos paradisíacos no estén en nuestra ruta, os explico. Cuando estuvimos nosotros (Noviembre de 2018) el tema del sargazo llevaba ya unos meses pegando duro. El sargazo es un género de macroalgas planctónicas, proveniente del océano Atlántico. Estas macroalgas llegan a las playas del Caribe de forma moderada, pero en los meses previos a nuestro viaje en algunas zonas del Caribe, como es el caso del caribe mexicano, vivieron una llegada masiva de sargazo. Esto, como os imagináis, afectó muchísimo al turismo de sol y playa, que buscaba playas color turquesa y arenas blancas, y se encontraba con playas en algunos casos cerradas, con el agua de color marrón, algas acumuladas en la orilla y un olor bastante desagradable.

Meses antes a nuestra llegada, había zonas hoteleras que habían prohibido el acceso a la playa y nadie te sabe decir con exactitud la previsión del sargazo. Aun sabiendo como estaba la situación en la costa mexicana de la Riviera Maya, decidimos ir de viaje, ya que el turismo de sol y playa no eran nuestro principal destino. Es por ello, que investigamos y preguntamos, para saber si nos merecía la pena hacer una parada estos sitios mencionados y la respuesta fue no.

sargazo-playa-México

Sargazo en la playa de Mahahual

Preferimos, por el contrario, dedicarle más días a las ciudades, los cenotes, las ruinas, y a otras zonas de Yucatán y Quintana Roo, que a playas que han perdido el calificativo de paradisíacas. Con esto no quiero decir que haya que dejar de visitar estos sitios, pero cada uno tiene sus prioridades y nosotros nos decantamos por otros lugares. Así sólo espero que la próxima vez que vayamos a México, se haya podido encontrar una solución al sargazo, ya que eso significará que empezamos a ser conscientes y responsables con el medio ambiente, y podamos seguir disfrutando de esos paisajes y playas paradisíacas.

 

 

¿Pensando en tu próximo viaje?

Si reservas a través de estos enlaces, nosotras ganaremos una comisión con la que manter este blog o tú recibes algún descuento.

  • Encuentra los mejores hoteles con Booking aquí
  • Consigue 35€ para tu primera reserva con AirBnB aquí
  • Consigue 10€ al empezar una reclamación con Reclamador aquí