Roma es la capital italiana y es una de las ciudades más pobladas de Italia. Roma es historia y arte. Fue la capital del Imperio Romano, por lo que fue una de las ciudades más importantes del mundo antiguo y son numerosos los restos arqueológicos que podemos encontrarnos por toda la ciudad. Además, dentro de Roma hay un estado extranjero: la Ciudad del Vaticano, mundialmente conocida por ser el centro neurálgico de la Iglesia Católica.

Vistas-Roma

Vistas de Roma

En este post te hemos preparado una guía para visitar Roma, donde te queremos dar unos consejos y recomendaciones que pueden ser útiles si vas a visitar la ciudad eterna próximamente.

 

Visitar Roma durante la pandemia del Covid-19

Nuestra última visita a Roma fue en octubre de 2020 y lo primero que nos gustaría es compartir información práctica y recomendaciones que os pueden resultar útiles.

La situación con respecto a la pandemia es totalmente cambiante y lo que hoy es válido, mañana puede cambiar. Por eso, nuestro primer consejo es que si quieres viajar a Roma, te informes a través de las páginas web de los organismos oficiales. En la página web del Ministerio de Salud de Italia puedes encontrar la información actualizada para los viajeros que quieren entrar a Italia desde diferentes países.

Grafitti-Trastevere

Grafitti del Trastevere

También te recomendamos que estés atenta a las medidas de seguridad que se están aplicando en Italia en el momento de tu viaje, ya que todas estas medidas son cambiantes y hay que estar atentos a las noticias y a la evolución de la crisis del Covid-19.

 

¿Cuántos días necesito para visitar Roma?

Roma es una ciudad inabarcable en una sola visita, por lo que es mejor saber de antemano que es (casi) imposible visitar todo lo que esta ciudad puede ofrecer. La mayoría de los lugares turísticos se encuentran en la orilla oriental del río Tíber, aunque en la orilla occidental está la Ciudad del Vaticano y el barrio del Trastevere.

Para poder conocer la ciudad y visitar los lugares más importantes creemos que son necesarios mínimo tres días, aunque si puedes te recomendamos que alargues tu estancia un par de días para poder hacer algunas visitas que están algo alejadas del centro y que son realmente interesantes. En este post te contamos qué ver en 3 días en Roma.

fachadas-Roma

Fachadas de Roma

 

Cómo llegar al centro de Roma

En primer lugar, tienes que saber que Roma tiene dos aeropuertos, Fiumicino y Ciampino, situados a 32 y 27 kilómetros del centro de Roma respectivamente. Existen diferentes maneras de llegar desde ambos aeropuertos.

Desde el aeropuerto de Fiumicino:

  • En autobús: es la forma más cómoda para llegar al centro de Roma. La compañía Terravision hace el trayecto entre Fiumicino y la estación de Termini. El trayecto dura unos 55 minutos y el precio es de 7 euros por trayecto. Los billetes se pueden comprar con antelación o directamente en la parada del autobús.
  • En tren: existe un tren que conecta el aeropuerto de Fiumicino con la estación de Termini: el Leonardo Express. Es la opción más cara y más rápida. El trayecto dura unos 30 minutos, sin paradas intermedias y el billete cuesta 14 euros. También existe un tren regional, que tarda más pero es más económico. Puedes consultar los precios y horarios de ambos trenes en la web de Trenitalia.
  • En taxi: existe una tarifa fija de 50 euros para el trayecto desde el aeropuerto de Fiumicino al centro de Roma.

vistas-Roma

Vistas de Roma

Desde el aeropuerto de Ciampino:

  • En autobús: es la forma más cómoda para llegar al centro de Roma. La compañía Terravision hace el trayecto entre Ciampino y la estación de Termini. El trayecto dura unos 45 minutos y el precio es de 4 euros por trayecto. Los billetes se pueden comprar con antelación o directamente en la parada del autobús.
  • En tren: en el aeropuerto de Ciampino no hay estación de tren, pero existe la posibilidad de coger un autobús hasta la estación de tren de Ciampino y desde allí coger un tren a Termini. Los billetes, tanto del autobús como del tren, se pueden comprar en las propias estaciones.
  • En taxi: existe una tarifa fija de 30 euros para el trayecto desde el aeropuerto de Ciampino al centro de Roma.

 

Cómo moverse por Roma

Roma es una ciudad bastante manejable y las distancias no son muy grandes, por eso la mejor forma de moverse por Roma es a pie. Además, Roma es historia y arte y cada dos pasos vas a encontrarte con una iglesia, unos restos romanos, un edificio impresionante o una callejuela con encanto. Moverse a pie en Roma es la mejor forma de descubrir y saborear la ciudad eterna.

Sin embargo, puede que en algunas ocasiones te convenga tomar algún medio de transporte público para dar un respiro a tus pies. Por eso, aquí tienes toda la información que necesitas saber sobre los medios de transporte de Roma:

Autobús

Roma cuenta con una extensa red de autobuses que unen los diferentes puntos de la ciudad, por lo que si vas a usar algún medio de transporte, casi seguro va a ser el autobús. Debes saber que los autobuses en Roma son casi tan antiguos como algunos de sus monumentos y no en todos se puede adquirir el billete en las máquinas dentro del bus. Los billetes se compran normalmente en los estancos o puestos que suele haber en las cercanías, así que no te olvides de subir al autobús con el billete.

El billete es válido por 100 minutos desde la primera vez que se timbra y puede usarse consecutivamente en ese período de tiempo en varios autobuses, pero sólo una vez en el metro. Cuesta 1,50 euros y no debes olvidarte de validar el billete porque si no te arriesgas a pagar una multa (50 euros si pagas al momento o 100 euros si pagas después) si viene el revisor. Los autobuses funcionan las 24 horas del día, la mayoría con horario diurno, desde las 5:30 hasta las 24:00. También hay líneas nocturnas, generalmente con recorridos muy amplios y con una menor frecuencia.

¿Y qué haces si no hay ningún puesto para sacar el billete? A nosotras nos pasó en dos ocasiones y la verdad es que nos arriesgamos y tuvimos suerte.

puestos-billetes--Roma

Puestos para sacar los billetes en Roma

Ya te hemos dicho que algunos autobuses son muy antiguos y esto añade una dificultad más al viaje en este transporte: no dicen las paradas, ni las señalan con letrero. Nuestro consejo es que vayas atenta con la aplicación de Google Maps o Maps.me para saber donde te tienes que bajar. Por cierto, montarse en un autobús es Roma es casi una experiencia similar a montarse en una montaña rusa: los autobuses son muy viejos y el sistema de amortiguación es casi nulo y, si a eso le sumamos el adoquinado romano, el traqueteo está más que asegurado.

Tranvía

Actualmente el servicio de tranvías de Roma cuenta con 36 km de carriles y 6 líneas por lo que puede ser una de las opciones si decides moverte en transporte público por Roma. Al igual que en los autobuses, el billete integrado cuesta 1,50 euros y también debes tener también en cuenta que tienes que sacar el billete antes de subir al tranvía en un estanco o puestos y después validarlo. Los horarios son como los autobuses diurnos, desde las 05.30 hasta las 23.30.

Metro

El metro de Roma tiene 38 km de extensión y solo cuenta con 3 líneas, pero es el medio de transporte más rápido y cómodo. Las líneas de metro son A, B y C. De hecho, esta última línea tiene en función sólo un tramo periférico hasta San Juan de Letrán (estación San Giovanni) y en el futuro debería llegar hasta el Vaticano pasando por el Coliseo y Plaza Venecia.

El metro funciona de domingo a jueves desde las 5:30 hasta las 23:30; viernes y sábado desde las 5:30 hasta la 1:30. El billete es válido por 100 minutos desde la primera vez que se valida y puede usarse consecutivamente en ese período de tiempo en varios autobuses, pero sólo una vez en el metro. Cuesta 1,50 euros. En este enlace puedes ver el mapa de las líneas de metro.

 

Dónde alojarse

Roma es una ciudad bastante cara en lo que a los alojamientos se refiere. Por eso, dependiendo de cuál sea tu presupuesto, será más o menos interesante alojarse en una zona u otra de la ciudad.

Los alojamientos del centro histórico de Roma suelen ser los que tienen el precio más elevado, pero si te alojas por esta zona estarás al lado de los monumentos más conocidos de la ciudad eterna, como la Fontana di Trevi o el Panteón.

También puedes alojarte en el barrio de Patri (cerca del Vaticano) o en los barrios de Monti y Celio (cerca del Coliseo). Aquí encontrarás alojamientos más económicos aunque estarás más alejado del centro.

La zona de la estación de Termini es una zona con bastante oferta de alojamientos económicos, por lo que es ideal si tu presupuesto no es muy alto. Eso sí, también debes saber que a veces los hoteles son antiguos y quizás no tan recomendables.

El Trastevere es una de las mejores zonas para alojarse ya que es un barrio lleno de vida, bares y restaurantes, perfecto para acabar el día cenando unos ricos tonnarelli cacio e pepe en algunos de sus múltiples restaurantes. Aquí los alojamientos pueden ser algo caros pero es posible encontrar algo bien de precio. Nosotras nos alojamos en Maison 51, un pequeño apartamento que estaba nuevo, a 7 minutos a pie de la Basílica de Santa María del Trastevere. El apartamento estaba totalmente equipado, en una zona tranquila y residencial y el dueño fue muy amable.

calles-Roma

Calles de Roma

 

Tarjetas turísticas

Si vas a visitar varias atracciones turísticas y vas a usar el medio de transporte público, quizás te interesa saber que existen dos tarjetas turísticas en Roma con las que puedes ahorrarte algo de dinero.

La Roma Pass tiene dos modalidades: 48 o 72 horas. La tarjeta de 48 horas cuesta 32 euros y con ella tienes acceso ilimitado a la red de transporte urbano y al primer sitio museo, sitio arqueológico o experiencia incluido. La tarjeta de 72 horas cuesta 52 euros y con ella tienes acceso ilimitado a la red de transporte urbano y a los dos primeros museos, sitios arqueológicos o experiencias incluidas. Con ambas tarjetas tienes descuento en otras atracciones. Para tener toda la información consulta la página web de Roma Pass.

coliseo-roma

Coliseo de Roma

La Omnia Card es una tarjeta que es interesante si vas a visitar la mayoría de las atracciones de pago de Roma y además vas a usar el transporte público. Tiene dos modalidades: 24  o 72 horas. La tarjeta de 24 horas cuesta 55 euros e incluye la entrada sin colas a los Museos Vaticanos, la Basílica de San Pedro (es gratuita pero te ahorras las colas y te dan audio guía gratuita) y a la Cárcel Mamertina.

La tarjeta de 72 horas cuesta 113 euros e incluye la entrada a los Museos Vaticanos, la Basílica de San Pedro (es gratuita pero te ahorras las colas y te dan audio guía gratuita), la Cárcel Mamertina, la Basílica de San Juan de Letrán y el claustro (con audio guía) y puedes acceder gratuitamente a dos atracciones de Roma a elegir entre el Coliseo, Foro Romano y Palatino (es necesario reservar), los Museos Capitolinos o el Castillo de Sant Angelo. Con ambas tarjetas tienes incluido el transporte público ilimitado y el bus turístico durante las horas correspondientes a cada tarjeta. Para tener toda la información consulta la página web de Omnia.

 

Consejos para visitar Roma

Nos gustaría darte unos consejos imprescindibles para que tengas en cuenta durante tu visita a la ciudad eterna. Algunos de ellos pueden ser obvios y evidentes, pero muchas veces no está de más recordarlos.

Planifica bien tu visita: Roma es una de esas ciudades inabarcables, en las que habría que estar viviendo una temporada para poder tener la sensación de que la conoces en profundidad. Por eso, es mejor saber de antemano que no vas a poder visitar todo lo que Roma puede ofrecerte. Te aconsejamos que te planifiques bien y busques lo que realmente te interesa visitar para poder organizar bien los días que pases en la ciudad eterna. Y lo que no te dé tiempo a ver, lo puedes dejar para una futura visita.

Reserva entradas y evita colas: en Roma es inevitable que haya largas colas en muchas de las atracciones turísticas. De nuevo, durante nuestra última visita durante la pandemia del Covid-19 no había colas en Roma. Algo totalmente insólito. Pero si vas a Roma y la ciudad vuelve a acoger a muchos turistas, te recomendamos que reserves algunas entradas para así evitar colas. Conviene reservar la entrada para el Coliseo, el Foro Romano y el Palatino y para los Museos Vaticanos.

Lleva un calzado bueno y cómodo: esto puede parecer una obviedad pero es importantísimo que lleves un calzado cómodo durante tu visita, ya que en Roma la mejor forma de moverse es caminando. En cada esquina hay algo nuevo que descubrir, por eso te aconsejamos que hagas tu visita a pie. Se camina muchísimo y no querrás que una ampolla te fastidie algún que otro día.

vistas-Foro-Romano

Vistas del Foro Romano

Lleva un pañuelo: si viajas cuando hace calor y buen tiempo, no olvides meter un pañuelo en tu mochila. Roma tiene unas 500 iglesias y para entrar a muchas de ellas debes vestir adecuadamente: los hombros cubiertos, sin escotes y los pantalones o faldas por debajo de la rodilla.

Lleva una botella de agua: en Roma hay muchísimas fuentes donde puedes rellenar las botellas de agua y además sale bien fresquita. Nosotras te recomendamos que lleves siempre una botella de agua que puedas usar siempre y así reducir el uso de plástico.

Visita Roma de noche: Roma es preciosa a todas las horas del día. Ese momento en el que se va el sol y empiezan a iluminar algunos de sus monumentos más conocidos es una hora mágica para disfrutar de Roma. Por eso, te recomendamos que planifiques alguna tarde para visitar el Coliseo, la Fontana di Trevi o el Panteón al atardecer, cuando la ciudad se ilumina.

Roma-de-noche

Roma de noche

Madrugar es casi obligatorio: Roma suele estar abarrotada de turistas y claro, ver alguno de sus maravillosos monumentos rodeados de cientos de turistas le quita un poco el encanto. No os vamos a mentir. Durante nuestra última visita no nos pegamos ningún madrugón porque la situación de la pandemia del Covid-19 nos ha regalado una Roma vacía. Pero Roma es y será uno de esos destinos favoritos para el turismo, por lo que si cuando visites la ciudad hay mucha gente, te recomendamos que te pegues algún que otro madrugón para disfrutar de los monumentos casi en soledad.

Busca restaurantes: en Roma se come muy bien y nosotras disfrutamos muchísimo con la gastronomía italiana. Nos encanta. Sin embargo, también hay muchos sitios turísticos, donde los precios pueden ser elevados y donde la comida no es tan buena. Por eso te recomendamos que busques restaurantes antes de tu visita a Roma y los lleves apuntados. Seguro que así aciertas y te llevas un excelente recuerdo de la gastronomía romana.

pasta-cacio-pepe

Pasta cacio e pepe

Esperamos que todos estos consejos te sirvan para preparar tu visita a una de las ciudades que más nos gustan de Italia.

 

 

¿Pensando en tu próximo viaje?

Si reservas a través de estos enlaces, nosotras ganaremos una comisión con la que mantener este blog o tú recibes algún descuento.

  • Encuentra los mejores hoteles con Booking aquí
  • Consigue 35€ para tu primera reserva con AirBnB aquí
  • Consigue 10€ al empezar una reclamación con Reclamador aquí